DESIERTO VIVO

Difícil comparar la alegría que se siente al ver agua en el desierto.

La península de Baja California Baja puede resultar un territorio hostil y hasta cierto punto cruel en años de sequía.  Afortunadamente hemos en los últimos años hemos tenido buena cantidad de lluvias. Para Loreto la expectativa normal de temporada de lluvias es de Junio a Octubre. Es todo un deleite ver los grandes cambios en la naturaleza cuando hay agua en abundancia.

Las últimas temporadas hemos tenido huracanes tardíos, éstos dejan grandes estelas de lluvia en las montañas que en los días consecutivos corre por los arroyo alimentando vida a su paso. Esto resulta paisajes verdes, oasis entre montañas, incremento en la reproducción de la fauna local y flores y frutos en el desierto. Definitivamente, la gente de los ranchos que siembra o se dedica a la ganadería son quienes más han disfrutado de los efectos benéficos de la lluvia. 

Para quienes nos visitan durante el verano o el otoño estos cambios son muy visibles. Pequeños mamíferos, roedores, reptiles, mariposas, abejas e infinidad de curiosos insectos salen al encuentro de quienes se aventuran a explorar el paisaje después de las lluvias.

Sin lugar a dudas la Sierra de la Giganta es un lugar único con un complejo ecosistema, nos sentimos bendecidos por el privilegio de vivir en semejante paraíso.

Esta es otra de las muchas razones para visitar Loreto Baja California Sur.